¡Juguemos a ser niños! Poema.

¡Juguemos a ser niños!

Vayamos en un viaje que nos lleve al pasado
de muñecas de trapo y carros de madera,
¡quién sabe si después nuestro rumbo es desviado
y llegue a suceder que me ames y te quiera!

Volvamos a ser niños en una misma infancia,
con las mismas edades y con gustos iguales,
tú jugando a mujer de exquisita fragancia,
yo jugando a ser hombre de serios ideales.

¡Qué bonito sería tomados de la mano
recorrer los jardines de tu amplia y bella casa,
montarnos en un potro manso en el quieto llano,
o correr en patines por lados de la plaza!

Juguemos a ser niños de alpargata y sombrero
cantando muy alegres que si «María Moñitos»,
o que si en una escuela de algún pueblo llanero
nos lleva la maestra a entonar «Los pollitos».

¿Qué tal si nos ponemos con los otros muchachos
a jugar sin descanso «el cero tramposero»?
Tal vez se te olvidó por ser juego de machos,
pero igual puedes verme pegando un salto entero.

Juguemos a ser niños a ver si en el futuro
cuando hayamos crecido juntos nos encontramos,
¡quién sabe si nos une un sendero seguro
siendo ambos muy felices! ¡y nos enamoramos!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *