Mi campo. Soneto decasílabo.

Mi campo.

Allá en el campo donde nací
hay muchas flores de brillo terso,
y aves vistosas que para mí
son las más bellas del universo.

Existe el cielo que jamás vi
y el mar más bello visto al reverso,
y yo por eso le canto así
con toda el alma mi fresco verso.

La lluvia cae siempre a montones
sobre los techos con sus canciones
que dulce arrullo me dan a mí.

En las mañanas cuando despierto
a Dios doy gracias al ver cubierto
el lindo campo donde nací.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *